Home

Cútar

El pueblo de Cútar está situado sobre una vertiente que dominan los cerros de Peña de Hierro y Cútar (585 m). La altitud sobre el nivel del mar es de 331 m. Dista 32 Km de Málaga y 16 de Vélez, por la carretera de Benamargosa. Completan el término municipal las pedanías de Salto del Negro y la Molina. El núcleo está dividido en cuatro barrios: el Alto, el Bajo, el de la Fuente y el de la Ermita.

Cútar 1

Del vocablo árabe Cautzar, que significa fuente del paraíso. La leyenda procede de lo que se convinió en llamar la batalla de la Axarquía, en la que las tropas de Mulay Hacen, infligieron un duro castigo a las tropas cristianas, dándoles un recital de valor y estrategia militar, amparados en el accidentado terreno de nuestra comarca.

Cútar 2

Restos hallados en el yacimiento de Peña de Hierro testimonian la existencia de asentamientos prehistóricos datados entre el neolítico y la edad del bronce. Numerosos objetos de corte, armas de caza y utensilios de uso cotidiano.

Cútar 3

Algunas crónicas, ya del periodo musulmán, hablan de la fortaleza de Hins Aqut, de la que fue señor Ibn Hamid, años 92 1-22. Y en 1772, el cura párroco contesta a un cuestionario, diciendo que en el pueblo hay quince telares de lienzo, vestigios de tres antiguas poblaciones y restos de un castillo en el cerro de Isnacútar.

Cartel Monfí

Cútar rememoró un año más su pasado andalusí, con la celebración de la VII Fiesta del Monfí ,  desplegando a lo largo de sus calles, aspectos tradicionales de la cultura morisca y nazarí , como recuerdo de aquellos moriscos rebeldes llamados monfíes el perseguido,que se resistían a ser expulsados de una tierra en la que habían habitado durante ocho siglos. A la vez de un segundo objetivo al promover un mayor conocimiento y recuperación de aquellas culturas ancestrales, en las que se basan muchas de las costumbres y tradiciones populares de hoy.

Monfí Bailarina

Se realizaron diversas actuaciones de música tradicional acompañados de bailes de danza oriental como el que reflejamos en las imágenes, salpicadas en distintas ubicaciones del pueblo.

Cútar Monfí bailarina

Se instalaron varias jaimas ambientadas el estilo andalusí con puestos de artesanía y productos de la tierra con degustaciones de pasas, vino del terreno y uvas en aguardiente, dulces,  mangos y aguacates. La gente andorreaba de aquí para allá, paseando por entre aquellas callejuelas estrechas, al fin y al cabo en dos pasos estabas en cualquier sitio.

Monfí payasos

Los peques estuvieron entretenidos casi a todas horas con los payasos que pululaban de aquí para allá, animando a la gente, además constantemente se organizaban cuentacuentos, y espectáculos teatrales, juegos de magia etc.

Monfí arquero

Como véis otra zona estaba habilitada para tiro con arco y se organizaban partidas simultáneas de ajedrez y juegos medievales de distintos tipos y paseos en burro que hicieron las delicias de los más intrépidos,

Monfí Alfarero

Un taller de alfarería también bastante concurrido y demostraciones de albañilería árabe (Alarife) con herramientas de la época.

Monfí magos

Ésta imágen corresponde al pasacalles mágico que los magos improvisaron en plena calle, mezclados entre el público y actuando entre la gente que se encontraban a su paso gastándoles bromas y hurtándoles el reloj o la cartera según viniera el caso.

Monfí cetrero 1

Tuve la suerte de recoger el momento que dieron suelta a las rapaces, fotografiando varios lances de recogida que se realizaron mezclados entre el público presente, mientras las aves sobrevolaban nuestras cabezas.

Monfí cetrero 2

Pero las aves estaban bastante nerviosas y no era muy prudente volarlas allí dada la cercanía del público, que tampoco parecía muy consciente del respeto que hay que tener con estas maravillas de la naturaleza y de sus atributos de caza.

águila

Por poneros un ejemplo de lo que decimos, fijaros en este ejemplar macho de águila imperial de 11 años de edad que era verdaderamente impresionante, con esa mirada imponente  y majestuosa.

lechuza

Y esta lechuza que hizo las delicias de los pequeños porque era muy cariñosa y dócil y al ser de corta edad, pesaba poco y los niños podían sostenerla fácilmente, así que no pararon de toquetearla, el plumaje era bellísimo. Ya pondremos más fotos.

Fotografías: Pepe Valdés

Continuaremos el post hablando del Corán hallado en Cútar y los manuscritos que se encontraron junto a él.

coran cútar

algarrobo

foto Jandor

Algarrobo se encuentra situado a 86 metros sobre el nivel del mar, del que dista unos tres kilómetros. El núcleo de población se alza sobre un macizo que bordea el río que lleva su nombre,  excavando un profundo valle de cultivos en terrazas, dedicadas tradicionalmente en su mayoría,  al cultivo de pequeñas plantaciones horticolas y viñedos, sustituidas actualmente por cultivos subtropicales más rentables económicamente, caso del mango y el aguacate.

algarrobo peligro

La influencia del río es decisiva para el término municipal. Al norte del pueblo se comporta como un verdadero torrente, estrechándose y revolviéndose en múltiples meandros, con vertientes que alcanzan o superan el 25 por ciento de inclinación, definiendo el singular perfil de los valles. Recibe aguas de pequeños arroyos torrenciales, como el de Bentomiz o Río Seco.

algarrobo axarquiaviva

Aunque son confusos los orígenes de Algarrobo, parece decisiva la llegada de los romanos que impulsan la economía propiciando una etapa pacífica y próspera, que se deteriora con las invasiones germánicas y durante la época visigoda. Durante la dominación musulmana se vertebra la estructura definitiva de la población, en torno a un pequeño núcleo urbano formado por una mezquita y unas cuantas casas dispuestas alrededor, con presencia de murallas que lo protegían . Los investigadores señalan que los primeros pobladores islámicos fueron los Beni Tumi, bereberes procedentes de Argel que se asentaron en una sierra cercana al actual Algarrobo y a la que dieron nombre: sierra de Bentomiz.De esta época nos queda la disposición de sus calles estrechas, serpenteadas, empinadas y con un cierto carácter laberíntico.

algarrobo(16)

Con la rendición de la ciudad de Vélez a las tropas de los Reyes Católicos, en abril de 1487, Algarrobo como otros pueblos rinde armas ante el rey católico que en 1492 concede a D. Pedro Enríquez, adelantado mayor de Andalucía, a Algarrobo junto con Salares y Benascalera en señorío. No es hasta el 18 de julio de1821 cuando se dio pie al requerimiento de la solicitud de la villa de Algarrobo para formar un Ayuntamiento Constitucional, esto es en la época del trienio liberal (1820 – 1823). A finales del siglo XIX sufre los efectos del cólera y la filoxera, que arrasó con numerosas plantaciones vinícolas.

algarrobo (11)

El 25 de diciembre de 1.884 un terremoto ocasiona grandes destrozos. El 14 de abril de 1931 llega la II República y Algarrobo ve como uno de sus vecinos D. Enrique Ramos Ramos se convierte en Ministro de Trabajo. La Guerra Civil no afectó, afortunadamente, a la vida de los algarrobeños, siendo su toma el 9 de febrero de 1937. En 1975, Algarrobo recibe el premio provincial de embellecimiento.

algarrobo (6)

Volviendo a la etapa islámica, donde se construyeron varios asentamientos en la zona, entre ellos el núcleo de Algarrobo, y se introdujo la confección dc la seda y el cultivo de las pasas, higos y almendras. Al rendirse la ciudad a las tropas cristianas, siguiendo el ejemplo de las villas cercanas, sus miembros se convirtieron en vasallos de la corona de Castilla. A partir de ese momento se les llamó mudéjares.

algarrobo (2)

Foto Jandor

El trazado urbanístico de calles estrechas y pendientes denota su pasado árabe. El pueblo culmina en una explanada en la cumbre de una colina, llamada del Ejido (afueras de un pueblo común a todos los vecinos de él), en la que está enclavada la Ermita de San Sebastián, patrón del pueblo, reconstruida en 1976. Es copia exacta de la anterior, que databa del siglo XVI o XVII, y que hubo de ser demolida por su amenaza de inminente derrumbamiento. Desde esta terraza se domina un bello paisaje cuyo fondo es el mar.

algarrobo (1)

Foto Jandor

La iglesia parroquial, dedicada a Santa Ana, data del siglo XVII. Es de planta de cruz latina y consta de tres naves y armaduras de madera. Hay dos camarines abiertos de crucero con yeserías de estilo rococó. Se venera una imagen de la Inmaculada en madera, de escuela granadina, del siglo XVIII, y otra de Jesús Nazareno, una Inmaculada en madera del XVII, atribuida a Mena, y obras de orfebreria en su mayoría para las imágenes dedicadas al  culto.

algarrobo torre (17)

Foto Elisabet Gijón

En el término municipal existen dos torres vigías en Algarrobo-Costa, conocidas por torreladeada la primera, de época islámica, también denominada torre del mar, y la segunda es un fortín llamada torre derecha. Esta zona de costa es la que ha tenido un mayor crecimiento poblacional motivadas principalmente por el boom turístico de los años 7o.

tortas de algarrobo

Lo más representativo de este pueblo en el apartado gastronómico hay que buscarlo en la repostería: las famosas tortas de Algarrobo, mundialmente conocidas, de claro origen árabe y en cuya elaboración el aceite de oliva juega un papel fundamental. Otras joyas de la gastronomía algarrobeña es el chivo en salsa, el potaje de hinojos, el ajoblanco y las migas, además de los afamados espetos de sardinas típicos de los chiringitos de la costa.

algarrobo (9)

Las fiestas patronales son el 20 de enero y comienzan con la procesión desde la ermita de San Sebastián hasta la parroquia. El 15 de Mayo se celebra la romería. La feria se celebra en el primer fin de semana de Agosto en honor a San Sebastián, patrono del pueblo, y el festival de flamenco el primer fin de semana de septiembre. Entre las tradiciones se conservan los verdiales de Algarrobo, que se bailan en las fiestas cortijeras después del pisado de la uva, en los lagares familiares.

LA PREHISTORIA EN LA CUENCA DEL RIO ALGARROBO

Comprobada la concentración de asentamientos humanos en el valle alto del río Vélez hace más de cien mil años, todo hace pensar que debió registrarse una evolución histórica en la cuenca del río Algarrobo, pese a que en los límites geográficos del actual término municipal que da nombre al río no se hayan podido documentar hasta el momento enclaves de yacimientos del paleolítico.

morro mezquitilla

Apoya la tesis anterior la indudable influencia que debió desempeñar la cuenca del río, especialmente en su desembocadura, cercana a la que se encuentra el Morro de Mezquitilla, yacimiento prehistórico, protohistórico y romano que ha sido excavado en cuatro ocasiones por el Instituto Arqueológico Alemán de Madrid, con la dirección del Dr. Schubart, que ha diferenciado tres grandes fases de ocupación: poblado prehistórico de la época del cobre, poblado fenicio y asentamiento púnicoromano.

Trayamar

Y si importante es el Morro de Mezquitilla, no lo es menos la Necrópolis de Trayamar, en Ceregumil,  consideradas como el más importante vestigio de la huella fenicia en Occidente. Los arqueólogos datan la necrópolis en torno al siglo VIII a. de C.  Se conocen solamente cinco sepulturas, de tipo hipogeo, excavadas en la roca, construidas con sillares  y cámaras de planta rectangular.

hipogeo de trayamar 2trayamar3

Es excelente la pavimentación, de losetas finas, y pasillos en rampa. Como ajuar se han encontrado ánforas, jarros de boca trilobulada o de boca de seta, y diversos incensarios,  junto con algunos adornos de gran valía artística y arqueológica.

colgante trayamar

También se han encontrado restos griegos y romanos que no han sido estudiados en profundidad.

Os propongo un viaje en el tiempo subiendo hasta el alminar de San Juán, luego campanario cristiano hasta nuestros días,  que permanece casi intacto desde la época de explendor mozárabe.

Campanario de San Juán

El viaje tiene un cierto sentido nostálgico para mí porque la última vez que subí  allí yo apenas tenía once años y estuve toda la mañana  limpiando los excrementos de los palomos y primillas que siempre habitaron en la torre y especialmente en su campanario.

Cuentacuentos

La idea del cuentacuentos para explicar la historia de la iglesia, partió de los miembros de la Sociedad de Amigos de la cultura de Vélez-Málaga y contó con la inestimable puesta en escena de Antonio Manuel Peña caracterizado de monje que habitaba en las entrañas del alminar, y que abrió las puertas a unos asombrados chiquillos que esperaban asombrados en el exterior de la Iglesia de San Juán Bautista.

Cuentacuentos

Al principio los niños, sobre todo los más pequeños sintieron un poquillo de recelo, sobre todo por la forma en la que iba vestido el personaje, pero después entre todos, grandes y pequeños, pasamos un rato muy divertido escuchando las ocurrencias de la chiquillería a medida que se iban desgranando las historias.

Cuentacuentos

Después recogió el testigo José Carlos Fernández que continuó con el relato histórico de  los sucesos acontecidos a lo largo de la Historia, entre los muros de aquellas viejas paredes, los chavales mientras tanto no querían  perderse un segundo de la narración.

DSC06492a

Fijaros en esta imágen lo metido en su papel que estaba Antonio Manuel y lo bien ambientado que estaba en este rincón de la Iglesia.

Y ya sin más dilación acompañadnos al campanario y visitemos sus estancias a mediada que ascendemos los distintos pisos que la componen.

Escalera de subida al campanario

Las escaleras como podéis observar permanecen casi intactas desde la época musulmana y el asceso aunque bastante estrecho es seguro y está en buenas condiciones, aunque muy oscuro debido a que se cegaron paulatinamente las ventanas a medida que dejaron de cumplir la función primordial para la que fueron concebidos que eran principalmente la de convocar a los fieles al culto y la oración y la de servir de vigilancia en caso de peligro.

Tragaluz del arquero

Como ejemplo de lo que decimos, podemos observar tres huecos claramente en la imágen, que corresponderían a la posición en la que se situaría un arquero que apoyaría la pierna derecha en el primer boquete, la rodilla izquierda en el segundo y el codo izquierdo en el tercero, para sostener el arco y apuntar cómodamente hasta alcanzar con su disparo la entrada de la puerta Real de la Villa, que se sitúa en línea recta a escasos cuarenta metros y que no erraría a buen seguro el disparo sin ser visto desde el exterior.

La sala del reloj

Este piso corresponde ya a la sala del reloj de San Juán. Observad los contrapesos y las poleas que sostienen el engranaje mecánico, los restos del cristal de la esfera y antiguas agujas sobre el banco de piedra donde se sentaban los guardianes de la torre.

El reloj de San Juán

Y como no, la esfera del reloj tomada desde el interior de la torre, una imágenes que creo no han sido vistas hasta ahora, y que nos llena de satisfacción ofrecerosla en exclusiva en nuestra web.

Campana y al fondo Santamaría

Y ya allí en lo alto pudimos hacernos una idea de como era la ciudad medieval, con la torre en el centro de un gran triángulo conformado por la Iglesia de Santa María, La Fortaleza y la ermita del Cerro de San Cristobal.

Ermita del Cerro de San Cristobal

Las vistas desde el alféizar del campanario precisan de pocos comentarios y espero que os gusten. Aquí observamos como se distribuye el arroyo de San Francisco y la Molineta hasta alcanzar la subida a la ermita.

La Fortaleza

En esta otra imagen los restos de la vieja muralla, con la Fortaleza y la torre del homenaje ya restaurada divisando toda la Vega del rio Vélez  y que confomaban junto a sus hermanas de Comares y Bentomiz la defensa de todo el valle hasta el Mediterráneo.

Santamaría y el barrio de la Villa

Y ya por último la iglesia de Santa María de La Encarnación y el barrio morisco de la Villa, Sierra Tejeda al fondo con el Boquete de Zafarraya, camino natural de entrada al Reino de Granada.

Sólo nos queda felicitar a la Sociedad de Amigos de la Cultura de Vélez-Málaga por la feliz iniciativa y especialmente al párroco de San Juán, Francisco Sánchez sin cuya buena disposición no hubiese sido posible la realización de este reportaje.

Desde nuestra plataforma cultural seguiremos apoyando cualquier actividad que ayude a la defensa y difusión de nuestro patrimonio histórico.

Reportaje y fotografías:

Pepe Valdés

axarquiaviva@hotmail.es

La Conquista y los Reyes Católicos.

La Conquista de Vélez (Catedral de Toledo)

La Conquista de Vélez (Catedral de Toledo)

La conexión histórica entre los Reyes Católicos y Vélez-Málaga, forma parte importante en la vida de los reyes y en la historia de esta ciudad. Todo ello enmarcado principalmente en la fase final de la “Guerra de Granada . Fernando, hábil político y estratega “sin recurrir a un ataque militar abierto se aprovechó de las divisiones musulmanas y mantuvo la paz con una (de las facciones, mientras que sus ejércitos se lanzaban contra la otro facción así aislada.

La infantería fue convirtiéndose en el arma fundamental. Para conquistar las plazas fuertes, cobra cuerpo el alma de la Edad Moderna: la artillería . A cargo de ésta, Francisco Ramírez de Madrid. Otros capitanes dirigen a los de caballo y a pie. La adversa climatología dificulta entonces la marcha lenta ya de por sí. Días después el ataque estaba preparado. Estaban ya cerca de Vélez-Málaga. En una operación combinada llegan también refuerzos por mar: cuatro galeras al mando del Conde de Trevento y naos y carabelas mandadas por Díaz de Mena, Arriarán y Bernal. ¿Como era entonces esta ciudad de ahora?.

“Cercana a la mar, cercada de todas partes por las altas montañas, asentada en una ladera y rodeada de muros y torres. La Fortaleza está en lo más alto y tiene dos grandes arrabales y fosos”.

II) Hechos de guerra.

Después de preparar la conquista y de la marcha de aproximación, llegan el Rey y los suyos cerca de la ciudad. Faltaba la artillería que por dificultades del itinerario había quedado rezagada. El combate estaba ya próximo. Antes había que asentar el real y estudiar el terreno. Prevaleció entonces la opinión de D. Fernando y se situó entre la ciudad de Vélez y la villa de Bentomiz. Reunía este lugar condiciones para una defensa rápida en caso de un ataque inesperado. Pronto ocurre la primera escaramuza con peligro evidente para el rey. Un rápido ataque desaloja a dos capitanías, asturianos y vizcaínos, de sus posiciones.

Escudo de la Ciudad donde se recrea la escaramuza entre moros y cristianos

El rey sale personalmente a detener a los fugitivos y los moros son rechazados por la serenidad y arrojo del aragonés. La principal protección fue su propio valor y unos caballeros que estaban cerca: el Marqués de Cádiz y el Conde de Cabra. Antes de ser atacados de nuevo había que tomar la iniciativa: el rey mandó atacar los arrabales.

“Y al día siguiente asturianos y vizcaínos se sacaron la espina de la afrenta anterior y precipitaron el ataque de la ciudad. Tras un duro combate cayeron los arrabales y también muchos moros y cristianos entre ellos D. Martín de Acuña y Nuño del Aguila. La ciudad fue asediada y se hicieron fosos a su alrededor.

La Alhambra de Granada

La Alhambra de Granada

En Granada seguían las luchas entre los partidarios del Zagal y los de Boahdil. El Zagal al ver que los cristianos habían puesto cerco a Vélez-Málaga, mandó decir a su sobrino que estaba dispuesto a renunciar al título de Rey, si quería que se uniesen todas las fuerzas musulmanas para ir contra los cristianos. Boahdil no acepta la propuesta y el Zagal tuvo que asumir, sin su ayuda, el papel de defensor del Islam… Pero fracasó en sus propósitos. El Zagal salió de Granada y llegó hasta muy cerca de Vélez-Málaga. Hubo diversas batallas con las gentes que él traía. Los cristianos tenían el ejemplo de su Rey, valor, disciplina y orden. Los moros trabajaban por vencer de una vez y morir consiguiendo el paraíso. Pero Vélez-Málaga la iban ganando poco a poco los cristianos y el Zagal huyó “por Almuñecar hacia Almería”. Los vecinos de Vélez al ver que no podían esperar ya ayuda alguna y que la artillería llegaba al campamento cristiano, capitularon en condiciones análogas a las de otras ciudades.

II) La rendición de la ciudad

Acta de la Rendición

Finalmente en 1487 ocurren hechos decisivos para Vélez Málaga y la comarca de la Axarquía. Tras los combates y el cerco de la ciudad, los moros habían perdido toda esperanza de triunfo. Incluso de seguir resistiendo. Por ello se pactó la rendición. “Los cronistas árabes sitúan la entrega en Chumadá -1- 892 (3 de mayo de 1487), y la conquista el 27 de abril de 1487, que le asignan los cronistas castellanos. Hernando del Pulgar, entre otros dice:

“Entregose esta ciudad de Vélez-Málaga leal Rey don Fernando. viernes a veintisiete días del mes de abril en el año del Nacimiento de Ntro. Redento Jesucristo de Mil cuatrocientos ochenta y siete”. El Rey y el ejército se quedaron en la ciudad un tiempo breve pero suficiente para firmar las capitulaciones y preparar el asedio a Málaga. Asimismo “la Reina doña Isabel permaneció en Vélez-Málaga varias semanas para asentar la conquista, aunque muy diversos autores lo niegan. La caída de VélezMálaga, llevó consigo la entrega de todos los lugares y villas de la comarca.

tb5876aa

A algunas de ellas envió el Rey un representante de su autoridad para que tomara posesión en su nombre. Envió a la villa de Comares a Pedro de Cuéllar y a Luis de Mena a Cómpeta. De otros lugares como Benaquez, Casis, Lacus y Marro, vinieron a ofrecerse como súbditos de los reyes. Y éstos comprendiendo la importancia de Vélez-Málaga tanto por su situación como por su extensión, ordenaron que todas las villas, lugares y alquerías de los alrededores quedaran bajo su jurisdicción. Don Fernando autorizó a los moros volver a sus heredades y les prometió que les dejaría vivir según los usos y costumbres de la religión islámica a condición de que no guardaran armas.

Escudo en piedra de la ciudad

“Firmadas las capitulaciones y todo preparado para la entrega no quiso, sin embargo, Don Fernando ocupar inmediatamente la ciudad (difiriendo su entrega hasta el 3 de mayo, día de la Santa Cruz) y haciéndolo por la puerta de Granada”. Por la circunstancia de haber entrado éste día llaman algunos a Vélez-Málaga, de la Cruz.

El Rey nombró asimismo “las autoridades que habían de gobernar y defender la ciudad recién conquistada y fue su primer alcaide, capitán y justicia mayor D. Francisco Enríquez, su primer corregidor el bachiller Diego Arias y regidores, entre otros, Mosén Talavera y Alfonso de San Martín”.

tb5877ba2

Texto Francisco del Pino Roldán

Axarquíaviva 2008