Home

Nos acercamos hoy a Salares, con la excusa de la celebración del X Festival Arábico Andalusí, celebrado el pasado mes de Septiembre, en este bellísimo pueblo de la Comarca malagueña de la Axarquía.

Los romanos la llamaron Salaria Bastitanorum, de donde se deriva su actual nombre. Se cree que pudo ser asentamiento de fenicios, griegos y cartagineses, aunque los restos arqueológicos de mayor importancia, hallados en su término, sean de la presencia romana. Pasó después a manos visigodas hasta la invasión musulmana, y posteriormente, en 1487, a manos cristianas, entregándose a los Reyes Católicos al mismo tiempo que las poblaciones vecinas de la Axarquía.

La población se extiende al sur de la Sierra Almijara, a 579 m sobre el nivel del mar. En la parte central un barranco flanquean los Cerros de Cuascuadra, Guzman y Peñas Blancas. Riegan el temino municipal el rio de Salares y el arroyo Tazones que favorecen el cultivo de frutales, citricos, leguminosas y viñedos. Casi toda la cosecha de las viñas se dedica a producción vinícola. Se recolecta una variedad de uva negra, la famosa rome, de racimos apretados que  en estas tierras da un vino excelente, con  un sabor muy peculiar y distinto a los demás.

Sobre el nucleo urbano destaca la torre alminar de la iglesia de Santa Ana, de estilo mudéjar y planta cuadrada. Data de los siglos XIII y XIV. La Iglesia actual se ubica sobre los restos de una mezquita a cuyo alminar se le agregó un cuerpo de campanas. Está levantado en fábrica de ladrillo rojo, con dos cuerpos y cuatro vanos rehundidos, con magníficos paños de sebka. La torre alminar fue declarada monumento histórico artistico nacional en 1979 y es una de las obras más bellas del arte almohade en la península.

A escasos metros de la iglesia puede verse la Casa Torreón, una joya de la arquitectura popular andalusí, que se conserva en perfecto estado, aunque todo el casco antiguo es un monumento en si mismo. El conjunto forma un conglomerado de calles estrechas y sinuosas, con grandes desniveles que le dan un aspecto de pueblo de  juguete, como si de un belén viviente se tratase, destacando la blancura de sus casas encaladas, como detenidas en el tiempo.

Las paredes de sus calles muestran un grosor de contundencia que abriga de los fríos invernales y aísla de los calores estivales. Las calles parecen derrumbarse hacia la parte baja sin ningún tipo de orden establecido, al capricho del terreno que es quien dibuja su estructura, y que aún conserva entre arcos y adarves, su esencia morisca.

Actuación del grupo de danza oriental Duendes de Oriente por las calles de Salares en el X Festival Arábe Andalusí 2010.

Fotografías Pepe Valdés

axarquiaviva@hotmail.es


 

Anuncios
foto Luis javier Muñoz

foto Luis javier Muñoz

A través del Foro de Objetivo Málaga del Diario Sur se organizó una “quedada fotográfica ” en Vélez-Málaga el pasado sábado 17 de Enero.

Foto Carmen Ocaña

Foto Carmen Ocaña

La ídea fue de  José. L. Blanco  que se encargó de la organización del evento junto a Mónica Bermúdez, y fue muy bien acogida por la Concejala de Cultura del Ayuntamiento Sara Sánchez y la Asociación para la Promoción Turistica de la Axarquía (A.P.T.A) en la persona de su directora Elsa Páez, que nos facilitaron un autobús para el desplazamiento desde Málaga y la visita del Casco Histórico de Vélez-Málaga.

foto Beni Lorenzo

foto Beni Lorenzo

En nuestro recorrido por el Casco Histórico fuimos acompañados por un guía de lujo: el Arqueólogo Municipal Emilio Martín Córdoba que fue desgranando la historia de nuestro Patrimonio y siempre estuvo atento a solventar cualquier duda o pregunta que le formulábamos.

foto Alicia Clavero

foto Alicia Clavero

Comenzábamos el recorrido en la Plaza de San Francisco con la Iglesia y la visita a la casa Cervantes para después visitar el Palacio del Marqués de Beniel y parte del Arrabal de San Sebastían. Posteriormente subimos a la Ermita del Cerro y contemplamos las pinturas murales de Evaristo Guerra.

foto Antonio Báez

foto Antonio Báez

En la Ermita todos nos quedamos gratamente sorprendidos por lo mágico que tenía aquel lugar iluminado por aquella luz y por fin un sol reluciente que ya no dejó de acompañarnos durante  todo el dia,  como si la patrona de Vélez, la Virgen de los Remedios nos hubiese dado su bendición.

foto Francisco Godoy

foto Francisco Godoy

Después estuvimos recreándonos en las vistas tan maravillosas que se vislumbran desde el Cerro,  ya miremos al interior con la Maroma desafiante al fondo,  o a la Vega de Vélez, toda salpicada de pueblos blancos, o hacia la costa donde se difumina el Mediterráneo.

foto Luigi Marin

foto Lui G. Marín

Siguiente parada la antigua fortaleza, continuación del viaje en el tiempo a la época musulmana y mudo testigo  de un sinfín de batallas y episodios de nuestra historia.

foto Amaturelle

foto Amaturele

Seguimos recreándonos con el paisaje y nos tomamos un descanso para visitar el Museo de la Semana Santa y disfrutar de nuestro patrimonio Cofrade.

3207775772_703c5aac82_o

Pasamos un día maravilloso compartiendo nuestra afición y creo que todos salimos muy satisfechos de nuestra visita, y a mi como veleño me queda la satisfacción de haber tenido tantas cosas que mostrar a quien se interesa por nuestra cultura, haciendo honor a las gentes que habitaron estas tierras en el pasado y que nos legaron este magnífico patrimonio que tiene que ser conservado y respetado para el disfrute de las generaciones venideras.

Cervantes

Foto Luis J. Muñoz

Foto para el recuerdo de La familia Ometera participantes en la “quedada”

img_94261

Pd. Por razones de espacio sólo se han  mostrado una pequeña selección de las fotografias realizadas en la visita, en sucesivos posts iremos ampliando el reportaje con nuevas imágenes.

Foto Pepe Valdés

Foto Pepe Valdés


Para formular comentarios pulsad el boton naranja situado más abajo titulado “no coments”